LA PASIÓN DEL FÚTBOL

Escritores con Pasión, futbolistas mediocres. Todo eso y más aquí.


THE LONG AND SLIPPY ROAD TO RED GLORY

La temporada empezó de la misma forma como terminaría, una final, el Chelsea y penalties. Fue muy fácil para van der Saar en Wembley, empezamos con un buen presagio en el Community Shield. También los refuerzos prometían; dos consagrados y dos estrellas del futuro llegaban a Carrington.

El comienzo de la temporada fue dudoso, una lesión tempranera de Wayne Rooney y un equipo que no encontraba el buen fútbol que lo había situado campeón. Dos empates, ganando sus partidos por mediocres 1-0 y perdiendo el primer Derby contra el Manchester City; con el debut Europeo en el medio, en donde derrotamos con tranquilidad a domicilio al Sporting y empezábamos a escribir una historia llena de gloria. Todo así hasta el primer punto de inflexión.

CHELSEA: UN GRANDE HERIDO
Enfrentamos a Chelsea en Old Trafford, los Blues que llegaban acabando de ver cómo Jose Mourinho daba un paso al costado y por consiguiente sin muchas aspiraciones. Como siempre, nos estrellamos con una defensa sólida y ellos también; y con paciencia atacamos hasta que apareció una genialidad del genio de todos los tiempos y una avivada de Tévez, que anotaba así el primero de una serie de goles fundamentales. Al final, un penal regalado a un jugador mediocre como Saha nos sellaba un contundente 2-0.

Esta era una buena seña, una excelente seña. Pasábamos la primera gran prueba, pero la alegría duraría poco porque esa misma semana el modesto Coventry City nos eliminaba de la Copa de la Liga. Probablemente Fergusson y el club habían aprendido que el que mucho abarca poco aprieta, y renunciaban a una competencia que es considerada el consuelo de los chicos.

Luego nos recuperaríamos con esfuerzos ante Birmingham y retomábamos el rumbo, buscando alcanzar a un Arsenal que jugaba muy bien y no daba muestras de flaqueza. Ahora, vendría el segundo reto, la Roma.

ROMA Y EL COMIENZO DE UNA RACHA
La Roma de Spaletti con Totti a la cabeza regresaba al teatro de los sueños a hacer lo que mejor sabe, perder contra el Manchester United. En un partido parejo en donde la Roma mostró lo suyo y pudo hacer daño, Manchester United ganó con un golazo de Wayne Rooney y su espíritu de goleador.

Allí empezaría el estallido de buen fútbol del Manchester United, con Anderson y Carrick en el medio campo en gran nivel y el estallido de Cristiano Ronaldo y Wayne Rooney, se vendrían cuatro partidos anotando de a cuatro goles. Wigan, Aston Villa, Dynamo Kiev (dos veces), Boro y Blackburn pagaron los platos rotos. Gracias a esa racha cortamos camino en la Premier y nos encontramos ya clasificados a Octavos de final de la Champions.

En el medio de esta racha quedó el segundo encuentro de liga importante, el Arsenal nos recibía en el Emirates en un encuentro espectacular que tuve el gusto de ver, todo lo que se podría esperar de un choque entre primero y segundo. Después de ir ganando 2-0, finalizando el partido Arsenal empató el partido y las cosas seguían con el Arsenal arriba.

BOLTON Y LA PRIMERA DERROTA
Luego, lo impensado. En el Reebook Stadium el Manchester United caía ante el alicaído Bolton Wanderers, el equipo que al final le daría una mano. Una derrota dolorosa, que generaba preocupación al ver el nivel del Arsenal y ver cómo perdíamos un partido que no estaba en los planes. Sin embargo, nada como Europa para recuperar ánimos, y con una genial actuación de Cristiano Ronaldo, vencimos al Sporting de Lisboa y empezábamos a perfilarnos como candidatos a la máxima gloria.

Así seguíamos ganando y ganando. Incluso sacamos un empate del Stadio Olimpico con los suplentes que nos valió el acabar la fase de grupos invictos. En medio de todo, conseguimos un resultado que ya es costumbre ganar en el fortín de Anfield Road al Liverpool que ponía sobre la mesa la premisa de que la defensa del Manchester United había encontrado un equilibrio al fin, y claro, el milagroso de la temporada Carlinhos Tévez.

El 2007 terminaba con una cuarta derrota ante West Ham en Upton Park, y más preocupaciones tras el Boxing Day porque seguíamos segundos.

UNA DE CAL, MUCHAS DE ARENA
Enero fue el mejor mes de la temporada sin duda para el equipo. Ganamos todos seis los partidos en liga y copa, anotamos dieciseis goles y sólo permitimos uno, con un Cristiano Ronaldo inspirado y una noche mágica ante Newcastle con una aplastante goleada 6-0. Estábamos listos para Febrero y retomar así el camino Europeo, antes de iniciar el tramo final del campeonato.

Pero Febrero empezó mal, muy mal. Primero un empate ante Tottenham, con un gol de último minuto de Carlitos que a la postre adquirió importancia porque ganamos la liga por dos puntos. Y luego, el Domingo 10 en el que Old Trafford se vestía de gala para homenajear a los Babes que murieron en Munich hace 50 años en la tragedia más grande en la historia del club. Se jugaba el Derby y en una sentida ceremonia, los jugadores usaron el mismo uniforme de aquella época. una tragedia se conmemoró con otra tragedia, perdiendo ante el rival de la ciudad de una forma muy clara, el City nos pasaba por encima.

Ese partido contra Tottenham no sólo marcó la importancia de Tévez. Para mí hubo dos jugadores fundamentales sin los cuales estoy seguro de que no hubiéramos sido campeones, y luego de varios encuentros en la banca relegado fue muy claro que entró a salvarnos el partido y Fergusson empezó a ver que Michael Carrick era imprescindible. Rooney lo dejó muy claro con su ausencia de principio de temporada.

ARSENAL SUFRE EL GOLPE DE GRACIA
Sin embargo, un campeón se empieza a mostrar cuando se recupera de las adversidades. La semana siguiente enfrentamos al Arsenal por la FA Cup, el clima estaba tenso e incierto, dado que esa semana retomaríamos Europa en el difícil Stade Gerland y el ánimo estaba por el suelo en todos, hinchas, plantel, técnico y club. Y aunque al final esa victoria no serviría de nada por cuenta del Portsmouth, sí estoy seguro de que esa victoria aplastante 4-0 con una soberbia actuación de Carrick y Nani significó el inicio de la debacle del Arsenal y empezó a marcar la toma de la punta.

Luego, en Gerland otra vez la cabeza de Tévez apareció para salvar las papas y quedamos muy tranquilos con un empate y un gol a domicilio. Como fue casi toda la Champions League, fue un empate con lo justo. No asi la nueva goleada en Saint James Park ante los pobres muchachos del Newcastle.

Así, goleamos de paso a Fulham, y vencimos en Old Trafford otra vez con Cristiano al Lyon y aseguramos el pasaje a Cuartos de Final otra vez. Hasta ahí la temporada no había sido muy diferente a las anteriores, ahí no había empezado a cambiar la historia.

OTRO GOLPE, OTRA RECUPERACIÓN ROJA
Así llegó nuevamente lo impensado, el Portsmouth nos irrespeta en el mítico old Trafford y en medio de una expulsión y muchos goles perdidos, quedábamos afuera de la FA Cup. Ese día sentí rabia y frustración. Hoy, si me preguntan prefiero haber perdido ese día y así alivianar la carga de los jugadores; quien sabe si continuando en la FA Cup hubiéramos acabado como la temporada anterior, molidos y con un tercio de la gloria.

Ahora llegaba Liverpool a Old Trafford, donde se encontró con un equipo imposible y cayó por amplio margen, como debe ser. El Liverpool de Benítez nunca ha estado a la altura de la Liga Premier y lo demostró ese día. Esa victoria tendría un significado más importante aún, por esa época ya el Arsenal había alcanzado el límite y empezó a quedarse sin fuerzas ni plantel, y a apuntar todos sus cartuchos en Europa. Y de paso, Aston Villa se llevó cuatro para Birmingham.

ROMA CAN´T HANDLE THIS
Luego de empezar a enfilarnos hacia el título de liga, vendría el reto de volver al Stadio Olímpico. Esta vez en cuartos de final, otra vez en cuartos de final. Sin Totti Roma se vió desorientada, y gracias a la suerte y a una genialidad de dos genios ganamos 2-0 y ya prácticamente nos instalamos en Semifinales. Yo acepto que creo en la suerte del campeón, y ese día confieso que empecé a ilusionarme.

El resbalón ante Middlesbrough en Riverside no significó mucho en la cima, dado que Arsenal también empataba su partido contra Liverpool en medio de esa apasionante serie de tres partidos. La clave de esa jornada fue que un Chelsea que en silencio perseguía la cima de cerca de repente se encontró ahí no más y se metió en la discusión.

Finalmente, como era de esperarse vencimos a la Roma en Old Trafford. Quien si no Tévez, gracias a un centro de Owen Hargreaves. Luego de una temporada regular, este gran jugador empezaba a encontrarse con ssu juego y a tomar protagonismo.

ARSENAL A LA LONA
Ese mismo fin de semana recibimos a Arsenal. El tiempo se pasaba volando y ya estábamos en medio de Abril cerrando la liga y en semifinales de la Champions. En Old Trafford Adebayor puso a los Gunners arriba, pero gracias a un claro penal empatamos el partido, y cuando más enrredado estaba, apareció el riflazo de tiro libre de Owen Hargreaves y un gol fundamental, que a pesar de que no estábamos jugando bien nos devolvió el impulso, y de paso sacó al Arsenal de la pelea. Esos pobres se quedaron en la misma semana afuera de todo.

Luego, el empate contra el Blackburn sobre la hora, dejando muchas dudas y con un gol salvador en pelota detenida en el final del partido. Un gol del Salvador de siempre, Carlitos Tévez. Llegamos llenos de dudas al Camp Nou. Un estadio con un hermoso recuerdo de gloria Europea.

Allí jugamos de la manera más vergonzosa de la temporada, refugiados atrás, colgados del travesaño y entregando al iniciativa. Lejos de nuestra verdadera identidad, y derrotando al espectáculo. Lo peor es que casi nos llevamos la victoria pero la fortuna no le sonrió al goleador del equipo y todo quedó en ceros.

LA LIGA SE COMPLICA, LA CHAMPIONS NO
Tremenda semana, Barcelona, Chelsea, Barcelona. El panorama era complicado y se puso peor cuando en Stamford Bridge caímos en un emocionante partido gracias al único error de Michael Carrick en toda la temporada. Ballack nos apuntó dos y llegábamos al partido decisivo con el Chelsea con los mismos puntos pero con la ventaja de los goles a favor.

Entonces, las dudas asaltaban al Manchester United y sus alrededores. La prensa presionaba al equipo, pero Fergusson muy sabiamente respondía: "Sí, estamos en semifinales de la UCL y a dos partidos de ganar la liga, somos un desastre...". Yo creo que estas palabras llegaron a los jugadores y fueron la inyección anímica que faltaba al plantel.

Apareció la muralla defensiva, Barcelona no pudo inquietar. Y apareció un ídolo, el botín derecho de Scholes anotó un gol de antología que nos puso nuevamente en una final Europea, empezábamos a sentir la gloria y el frío metal orejón en las manos.

CAMPEONES DE LIGA, OTRA VEZ
Ya me falla la vista estando tan cerca del final. Al Manchester United le pasaba lo mismo, pero ese final lleno de gloria que se podía ver a lo lejos fue el ánimo que el equipo utilizó. Vencimos al West Ham muy claramente, sin despeinarnos, con un hombre menos. Fue un baile, una goleada con dos golazos (uno de Ashton, otro de Tévez).

Luego viajamos al JJB, visitamos a Stevie Bruce y sus muchachos, que habían causado problemas al Chelsea. Bajo la lluvia, empezamos nerviosos y definimos el campeonato a la vez con Chelsea. Empezamos bien, con un penal dudoso que luego compensarían dejando de pitar otro claro. Luego los nervios del gol de Sheva en Stamford Bridge y la arremetida de Wigan.

Y al final, del pie izquierdo de Ryan Giggs y un pase magistral de Wayne Rooney llegó la confiirmación de un título que se tejió durante todo un año. Me alegró mucho el título, pero el hecho de que Ryan haya estado ahí presente me alegró más. Un merecido premio a mi ídolo, al mejor de todos los tiempos. La mitad de la gloria era... nuestra!

IT ALL COMES DOWN TO CHELSEA
Tal y como empezamos la temporada, y como terminamos la anterior, los dos grandes rivales de Europa e Inglaterra de los últimos años se enfrentaban en Moscú para definir de una vez por todas quién era el mejor de Europa.

El día llegó en medio de toda la atención que la orejona despierta; la primera final Inglesa de la historia del torneo, rumores, novelas, especulaciones, lesiones, declaraciones, hinchas, y mucha pero mucha expectativa. Los nervios... sólo empezaban.

El drama empezaba con una linda jugada y un testazo del mejor jugador de la temporada. Arriba Man Utd.

Chelsea como adormilado, Tévez perdiendo goles increíbles y el Manchester United no pudo dar el golpe de gracia.

Un resbalón le daba el empate al Chelsea. Todo como al principio.

Un segundo tiempo todo de Chelsea, donde la suerte demostró estar con los reds. Tiempo extra señor.

Mucha lluvia, sin fuerzas ámbos equipos jugaban como podían y los dos generaban oportunidades y nada.

Una expulsión tonta de un jugador tonto, gracias a Drogba el Chelsea tenía un ejecutor de penales menos.

Llegaron los penales, todo bien excepto que el que nunca fallaba volvió a fallar. Toda la oportunidad para Chelsea y Jhon Terry, quien con mucha gallardía dió un paso al frente y demostró que está hecho de acero. Que lástima que el mismo resbalón que perjudicó a van der Saar en el empate le negó la gloria.

Pero que lástima ni que nada, volvimos a la vida y reclamamos lo que es nuestro trofeo. una vez más el pie mágico de Ryan Giggs y van der Saar detenía el penal de Anelka. Toda la gloria soñada por todos los hinchas del mundo desbordada, Manchester United se proclamaba por tercera vez campeón de Europa.

Grité, salté, lloré, respiré profundo, abracé a mi tío William y me arrodillé. Saqué mi camiseta roja del closet donde la había exiliado por cábala, la misma cábala por la que no ví ningún partido desde Octavos de Final en vivo. Tiene sentido, porque no ví en directo tampoco la del 99.

Mientras Ferdinand y Giggs levantaban la orejona ví como Dios me regalaba la dicha de ver otra vez a mi equipo en la cima, con orgullo, con alegría de que sea Ryan y sin poder creerlo aún, aún no me creo que el Manchester United reine Europa.

Hoy, descansamos con una sonrisa, ESTA NOCHE Y MUCHAS MÁS TODA LA GLORIA SERÁ TODA NUESTRA...

Everybody shut up and praise...


GLORY GLORY MAN UNITED!

2 Contragolpes a “THE LONG AND SLIPPY ROAD TO RED GLORY”

  1. # Blogger Ceci

    Aguante el United!!!!!  

  2. # Anonymous lully desnuda

    Hola a todos!!

    Vengo a empaparme de fútbol por las eliminatorias del mundial, la Eurocopa (que está buenísima) y hasta ver que hablaban de las finales de nuestros equipitos en el campeonato nacional y criollo, pero snifff ¡Señores! Están out o abandonaron este espacio.

    Un abrazo desde mi alma, aún con la sensibilidad a flor de piel por la partida terrenal de mi padre!  

Publicar un comentario